Los 7 mejores auriculares de estudio: más detalles y calidad de sonido

Si te quieres dedicar a la producción musical o al audio en general y de forma profesional, algo que siempre necesitarás son los mejores auriculares de estudio. Son un equipo indispensable para cualquier productor o amante del sonido, hecho para ayudarte en tu labor dándote la mejor calidad de sonido posible.

Los mejores auriculares de estudio


¿Cuáles son los mejores auriculares de estudio?

Encontrar unos auriculares de estudio buenos y baratos no siempre es fácil. Dicho esto, los que ofrecen la mejor relación calidad precio tienen impedancia mayor a 32 ohmios.

También deberían tener una alta sensibilidad, evitando siempre exceder los 100 dB por largos periodos. Finalmente, si buscas aislarte del ruido exterior, los auriculares on ear cerrados son ideales. De resto, abiertos y semi abiertos son más cómodos, pero no bloquean el ruido externo.

A continuación, les presentamos los mejores auriculares de estudio:

1. Auriculares de estudio – BeyerDynamic DT 1990 PRO

beyerdynamic DT 1990 PRO - Auriculares de estudio

Ver en AMAZON

Comenzamos nuestra selección con una joya entre los auriculares de estudio. Son 250 ohmios de impedancia para una señal pura y cristalina, además de un controlador de neodimio Tesla de 45 mm. Además, tienen conectividad con cables mini-XLR.

Su diseño es abierto circumaural, lo que da un sonido muy natural y un rendimiento ideal para mezclas y masterización.

Incluyen almohadillas intercambiables con variantes de equilibrado de sonido, un cable liso y otro en espiral.


2. Auriculares de estudio abiertos – Sennheiser HD 650

Sennheiser HD 650 - Auriculares de diadema...

Ver en AMAZON

Estos auriculares de diadema son realmente precisos y con un detalle impresionante. Tanto así que tienen una respuesta de frecuencia de 10 Hz a 39.5 kHz. El controlador es de imán de neodimio con bobinas de aluminio y tiene 300 ohm de impedancia.

Un detalle interesante que da más idea de su calidad es la construcción con seda acústica que reduce la distorsión un 0.05%. Además, son realmente cómodos, como para usarlos por largos ratos.


3. Auriculares de estudio profesionales – Sennheiser HD 300 Pro

Auriculares de Estudio Profesionales , Negros (HD...

Ver en AMAZON

Excelente par de auriculares de estudio, con un amplio rango de frecuencias de 6 Hz a 25 kHz y una impedancia de 64 ohmios, más que suficiente para obtener una señal clara y nítida para trabajar con audio de alto nivel.

Tienen un diseño cerrado, con una sensibilidad de 108 dB y diseño over-ear. Esto se traduce en un excelente volumen y buena capacidad para bloquear ruidos externos. La copa externa es de 13 cm.


4. Auriculares de estudio semiabiertos – Fostex T50RPMK3

Fostex T50RPMK3 - Auriculares semiabiertos, Color...

Ver en AMAZON

Empezando con su diseño, estos son unos auriculares muy guapos y de muy buen rendimiento para el estudio.

Se trata de unos auriculares semi abiertos, así que ten en cuenta que bloquearán parte del ruido externo, pero no del todo. Son ideales para largas sesiones, ya que permiten escuchar con claridad, pero sin tanto riesgo de daños auditivos.

Utilizan controladores RP de respuesta precisa y se puede usar con jack de 3.5 o 6.35mm.


5. Auriculares de estudio – BeyerDinamic DT 770 PRO

Beyerdynamic DT 770 PRO 80 Ohm Auriculares de...

Ver en AMAZON

Opción ideal para quien busque un par de auriculares de buena calidad en la gama media. Son 80 ohmios de impedancia para un sonido muy claro y definido. También tiene un sistema llamado Bass Reflex que mejora la fidelidad de las frecuencias más bajas.

Son auriculares cerrados circumaurales, resistentes, pero con copas acolchadas, suaves e intercambiables. Incluye cable jack de 6.35 mm.


6. Auriculares de estudio cerrados – Sony MDR-7506

Sony MDR-7506 - Auriculares de diadema cerrados...

Ver en AMAZON

Una de las ventajas de este modelo es que es de diseño cerrado, por lo que bloquea de manera muy precisa los ruidos externos, dándote una señal todavía más limpia y clara que muchos otros modelos.

Su impedancia es de 64 ohmios, tienen una sensibilidad de 106 dB y el rango de frecuencias va de 10 Hz a 20 kHz. Vienen con un conector de 3.5 mm.


7. Auriculares de estudio – AKG K240 Studio

AKG K240 Studio - Semi Open - Auriculares...

Ver en AMAZON

Cerramos nuestra comparativa con un par de auriculares ideales para quienes se inician en el trabajo de audio. Tienen una impedancia de 55 ohmios, más que suficiente para dar excelente precisión y fidelidad, mientras que la sensibilidad es de 104 dB SPL/V y la respuesta de frecuencia va de 15 Hz a 25 kHz.

Son semi abiertos y tienen diademas autoajustables.


La compra: unos buenos auriculares de estudio

auriculares-de-estudio

Antes de comprar, debes saber varias cosas para poder hacer la mejor elección posible. Cosas como que el transductor o controlador es una de las partes más importantes de cualquier auricular, que no solo importa el diseño externo del aparato, sino la forma de los cascos como tal, su tamaño y todos los pequeños detalles internos de su funcionamiento.

Y todo esto importa mucho más cuando se trata de cascos de estudio. Aquí te daremos una guía un poco más detallada de cada uno de esos puntos:

  • Impedancia

Lo primero que debes saber es que la impedancia es un valor representado en Ohmios y relacionado con el voltaje necesario para conseguir cierto volumen en corrientes eléctricas específicas. Suena todo muy técnico, pero básicamente lo que debes saber es que, a mayor impedancia, mayor es el voltaje que requieren los cascos para funcionar correctamente. También es cierto que, mientras mayor es, se producen menos interferencias o distorsiones.

En los últimos años, las marcas han tratado de fabricar cascos con menor impedancia para que puedan funcionar mejor con dispositivos de bajo voltaje. Así puedes escuchar música con cascos de muy buena calidad sin necesidad de usar reguladores de voltaje o fuentes de alimentación especiales.

De normal, los auriculares que usamos a diario suelen tener unos 16 ohmios, los supraurales rondan los 32 ohmios y los supraaurales tienden a superar los 32 ohmios. Los auriculares de estudio más recomendados para uso profesional deberían estar entre 60 y 80 ohmios para asegurarte de tener la mejor calidad de sonido posible.

  • Sensibilidad

La sensibilidad es un valor medido en decibelios (dB) y que habla de la capacidad de los auriculares para reproducir una señal con alto nivel de detalle. Mientras mayor es la sensibilidad, mayor es el sonido producido y es más fácil escuchar hasta los detalles más débiles y sutiles para poder editarlos. Sin embargo, a mayores dB, mayor es el daño que pueden ocasionar a tus oídos.

Muchos músicos, productores e ingenieros de sonido usan auriculares con alta sensibilidad los emparejan con amplificadores de voltaje para aumentar todavía el volumen y llegar a cada detalle. Sin embargo, lo recomendado es no exceder los 120 dB y el nivel ideal para sesiones largas es de no más de 85 dB.

  • Los transductores o controladores

Audio-Technica ATH-R70X Auricular - Auriculares...

Este es uno de los componentes esenciales de cualquier par de auriculares para mezclar, si no el más importante. Está compuesto de un imán, cables y el diafragma, y su labor es convertir la señal eléctrica en sonido.

Se miden en milímetros y es justamente esto lo que definirá la calidad y potencia de los drivers. En este sentido, mientras más grande es el transductor, mayor será el volumen capaz de producir. Sin embargo, no te dejes llevar solamente por esta medida, ya que tener un driver más grande no necesariamente implica que la calidad de sonido sea mejor.

Para ello tienes que fijarte en los materiales usados y calidad de construcción. Generalmente las marcas más famosas y con años de experiencia producen los mejores drivers.

  • Controladores dinámicos

Entre los tipos de transductores existentes, los más populares y fáciles de encontrar son los dinámicos. Por eso es que son los más comunes en auriculares de gama alta y media también.

Estos funcionan con un imán de ferrita o neodimio fijo en el marco de los cascos, y un alambre dispuesto en el campo magnético y conectado a un diafragma. El alambre es de algún material firme pero flexible como el carbono o un polímero y, cuando la señal eléctrica pasa por él, se producen cambios en el campo magnético que hacen vibrar tanto al cable como al diafragma. Esto es lo que genera las ondas y el sonido.

  • Controladores balanceados en armadura

Estos sistemas son más pequeños que los drivers dinámicos y tienen la ventaja de que cuentan con más drivers. Es que consisten en una especie de armadura magnética basculante que se puede mover en un campo magnético creado por imanes fijos.

Cuando la corriente eléctrica pasa por los imanes, el campo magnético varía y es allí donde la armadura se mueve de forma balanceada por el centro del campo, lo que en consecuencia mueve el diafragma y genera las ondas y vibraciones que generan el sonido. Por esto se les suele conocer como auriculares balanceados.

El tema con estos transductores es que son difíciles y costosos de producir. Además, son muy delicados, ya que el menor error de fabricación puede hacer que se desbalanceen y pierdan calidad. Una ventaja es que necesitan menos energía para funcionar.

  • Transductores magnéticos planos

Este estilo de transductor es muy común en auriculares de estudio y cuenta con un diafragma entre dos imanes, con un alambre en forma de espiral que pasa por el diafragma y crea ese campo magnético que produce el sonido. Al final, son una excelente opción para auriculares de estudio de gama media, ya que no son tan costosos.

También se les conoce como transductores ortodinámicos. Tienen una membrana grande con un alambre fijo y está dispuesta entre dos imanes permanentes y opuestos. Al pasar una corriente por el alambre, se altera el campo magnético y, como de costumbre, esto produce las ondas y el sonido a través de la membrana.

  • Transductores electrostáticos

Beyerdynamic DT 880 PRO Auriculares de estudio

Estos son de los menos comunes y se ven mayormente en los auriculares para DJ y estudio de alta gama. Emplean diafragmas muy delgados, cargados eléctricamente y dispuestos entre dos electrodos. También utilizan un amplificador especial.

El tema es que requieren de este amplificador especial porque requieren de entre 100 y 1000 voltios para amplificar la señal y que bote correctamente contra el diafragma.

  • Transductores híbridos

Son poco comunes y son básicamente una mezcla entre los modelos dinámicos y de armadura, lo cual les permite dar una muy buena mezcla entre bajos profundos y dinámicos y agudos claros. Así como ofrecen una excelente calidad de sonido, también tienen un precio bastante elevado en relación con otras variantes.

  • Driver tipo electret

Son los modelos menos comunes del mercado y tienen menos capacidad que la mayoría de drivers. Sin embargo, tienden a ser menos costosos, por lo que es normal verlos en cascos DJ de menor gama.

Funcionan de forma similar a los electrostáticos, solo que la carga utilizada es permanente, no varía.

  • Controladores tipo “bonephones” o de conducción ósea

Son un diseño bastante interesante que funciona transmitiendo las señales por la parte trasera de la cabeza por conducción ósea. Son especialmente útiles para usuarios sordos.

No obstante, verás que la mayoría de modelos de buena calidad no son precisamente asequibles.

  • Reducción de ruido ambiental

Una de las mayores preocupaciones de cualquier musico, ingeniero de sonido o productor es el ruido de ambiente. Cuando escuchas a través de tus cascos y trabajas en las mezclas, es importante poder escuchar con detalle y sin interferencias lo que sucede en el audio, pero el ruido de ambiente se puede poner en medio.

En estos casos, si esperas tener ruido mientras trabajas, te recomendamos hacerte con un par de auriculares de diseño cerrado. Gracias a este diseño, logran aislar los ruidos externos con bastante eficiencia.

Estos modelos son capaces de aislar ruidos de entre 8 y 12 dB, aunque los de mayor calidad (y menos baratos) pueden ayudarte a cubrir ruidos de hasta 25 dB.

  • Los peligros de tener el volumen muy alto

Bien es sabido que usar auriculares a alto volumen y por largos periodos de tiempo puede causar sordera momentánea o incluso permanente. Por eso es que en varios países se han impuesto restricciones sobre el volumen máximo en dB que pueden producir los auriculares. En Francia, por ejemplo, el máximo permitido es de 100 dB.

Muchos fabricantes también han decidido colocar circuitos que imponen límites de volumen a sus auriculares grandes, o que avisan al usuario cuando se ha pasado a un nivel peligroso.

Diferentes tipos de auriculares

Esto también es importante, ya que te encontrarás con auriculares semi abiertos, abiertos o cerrados.

Los cerrados están mejor aislados de ruidos externos y las copas de los cascos quedan bastante ceñidas a las orejas. Con este diseño, te evitas verte afectado por el ruido ambiental. No obstante, si los usas por mucho tiempo o a altos niveles, pueden afectar la audición. También son auriculares grandes.

Los abiertos no bloquean el sonido externo y son un poco más cómodos, ya que no bloquean la oreja por completo. Te permiten escuchar los ruidos externos mientras trabajas en tu audio.

Finalmente, los semi abiertos son una unión entre los dos tipos anteriores. Bloquean parte del ruido externo, pero no del todo, ya que no tienen el casco cerrado. Son bastante cómodos.


Preguntas más frecuentes

🎧 ¿Merece la pena invertir en auriculares de estudio?

Si quieres trabajar con audio y música en general, es importante tener un buen par de auriculares de estudio. Estos te permiten escuchar cada detalle de las mezclas para poder hacer los ajustes que necesites y lograr los resultados esperados. Básicamente te dan un sonido neutro sobre el cual puedes ajustar y obtener una muestra precisa de cómo sonará el producto final.

🎧 ¿Qué diferencia hay entre auriculares normales y de estudio?

La fidelidad y precisión. Los auriculares de estudio son la mejor opción para escuchar el audio con fidelidad a la señal original, para que el propio auricular no afecte el sonido. Los auriculares normales pueden hacer que ciertas frecuencias suenen diferentes a como son en realidad, lo que puede hacer que hagas modificaciones en vano.

🎧 ¿Se puede usar auriculares de estudio para escuchar música? 

Sí. Solo que, en nuestra opinión, si tu única intención es comprar unos auriculares para escuchar música, puede que unos auriculares de estudio sean demasiado para ello. Pero si no vas a trabajar con audio, no te consideras un audiófilo, o buscas algo un poco más barato que audífonos profesionales de estudio, entonces auriculares normales te irán de maravilla.

🎧 ¿Sirven para usar con videojuegos?

Sí, claro. Pero probablemente no te sean tan beneficiosos. En principio, los auriculares de estudio no tienen micrófono incorporado, pero los de gamíng sí. Esta es una función esencial al jugar videojuegos, ya que no solo quieres escuchar la ambientación o sonidos del juego y a tus compañeros o rivales, sino poder hablar tú también.